16.ABR Martes, 2024
Lima
Última actualización 08:39 pm
Clasificados

Parricidio

No perdonó que nunca le diera su apellido. Paul Christian Aparcana Arcos (33) no tuvo compasión al asesinar a quien consideraba su padre. Con certeras puñaladas, José Valencia Huamaní terminó muerto en una zona del distrito de Ocucaje, provincia de Ica.

La Fiscalía pidió 35 años de cárcel para los parricidas Marco Arenas Castillo y Fernanda Lora Paz, quienes el 5 de noviembre de 2013 asesinaron a la empresaria María Castillo Gonzáles de Arenas.

El 29 de mayo se iniciará la etapa oral del juicio contra Marco Arenas, quien es acusado de asesinar, en noviembre del 2013, a su madre adoptiva, la empresaria María Castillo Gonzales. en el proceso también está incluida Fernanda Lora Paz, sindicada como cómplice del crimen.

La Policía Nacional sospecha que los ancianos encontrados muertos al interior de una vivienda situada en el pasaje Manuel Cárcamo, en el Cercado de Lima, habrían sido asesinados por su hija, según el noticiero Buenos Días Perú.

Un horrible crimen sacudió las portadas de los diarios en noviembre de 2013. María Rosa Castillo (54), una próspera empresaria panadera, apareció calcinada en un descampado de la zona de Manchay, tres días después que sus familiares denunciaron su desaparición.

La adolescente de 14 años de iniciales E.T.N. fue condenada a seis años de reclusión en un centro de menores tras ser declarada culpable de la muerte de su madre Vylma Gabriela Niño de Guzmán de la Rosa, de 63 años, el pasado 11 de enero en La Molina.

Durante el careo entre Marco Arenas y su exenamorada Fernanda Lora por el asesinato de la madre del primero, este volvió a acusar a la joven como su cómplice y, es más, dijo que ella lo acompañó a quemar los restos de la víctima.

El Poder Judicial dispuso hoy que se realice una pericia neurológica a Marco Arenas Castillo –quien asesinó a su madre– debido a una solicitud presentada por su abogada Elizabeth Carmona. Ella señala que el joven sufriría de un leve retardo mental.

Una pequeña de nueve meses murió estrangulada por las manos de su padre, que resultó ser un agente del Escuadrón Verde de la Policía Nacional. Ocurrió en Carabayllo.

La Policía detuvo a Elías Montoya Reyes (35), quien habría asesinado y enterrado a su padre, Julio Montoya Lecca (75), en el patio de su casa del distrito de El Porvenir, en Trujillo.

(Inglaterra/EFE) Una mujer británica de 56 años y su marido, de 57, fueron hoy declarados culpables del asesinato de los padres de ella después de que, 15 años después, fuesen descubiertos sus cadáveres, enterrados en el jardín de su casa tras 15 años.

Eva Bracamonte, procesada por ser la presunta autora intelectual del crimen de su madre, la empresaria Myriam Fefer, negó que hayan existido conflictos entre ambas.

A las 2:20 de la tarde de hoy se iniciará la fase de interrogatorios que se realizará como parte del juicio que se sigue por el asesinato de Myriam Fefer, ocurrido en agosto de 2006.

La confrontación entre Marco Arenas y su exenamorada Fernanda Lora, audiencia que había sido programada para este viernes en el penal Piedras Gordas, fue postergada.

*Una mujer intentó envenenar a su hija de un año de edad y luego suicidarse porque el padre de la menor no le pasaba pensión. *El terrible hecho ocurrió la noche del miércoles en un inmueble ubicado en el número 575 del jirón Iquitos, en San Martín de Porres.

La Fiscalía acusó hoy a Eva Bracamonte como instigadora de homicidio por lucro, con lo que varió el delito por el cual fue procesada y condenada anteriormente. Como se recuerda, ella fue sentenciada a 30 de prisión por parricidio al considerada autora intelectual del asesinato de su madre, Myriam Fefer. No obstante este fallo fue anulado en 2013.

Caso Fefer: Suspenden audiencia por crisis nerviosa de Eva Bracamonte

El Colegiado B de la Segunda Sala Penal para Reos en Cárcel suspendió la primera audiencia del nuevo juicio contra Eva Bracamonte por el presunto asesinato de su madre, Myriam Fefer, debido a que la joven sufrió una crisis nerviosa. Aún no se dio a conocer la fecha de la nueva diligencia.

El magistrado Juan Carlos Benavides, del Juzgado de Investigación Preparatoria del distrito de Paucarpata, Arequipa, ordenó que Karina Quispe Huamantuna (32) vaya ocho meses a prisión preventiva por el delito de parricidio, mientras duren las investigaciones del caso.

Crimen en La Molina: Otra menor ayudó a encubrir el asesinato

Una adolescente de 14 años de edad habría ayudado a la presunta homicida, de la misma edad, de su madre, Vylma Niño de Guzmán, a encubrir el asesinato ocurrido el pasado 11 de enero en su vivienda de La Molina.

Comas: Madre acuchillada asegura que su hija “está poseída por jugar ouija”

Seis cortes en diferentes partes del cuerpo recibió Monica Sandoval de la Puente al ser atacada ferozmente por su hija de 14 años con un cuchillo, cuando ella dormía en su vivienda. A pesar del ataque, ella ha logrado recuperarse levemente de sus heridas y podría salir de alta médica del Hospital de Colliquem en Comas.

“Puedo ir a la playa, puedo salir con amigas, pero eso para mí no es libertad. No me siento dueña de mi vida, no puedo hacer nada”.

Totalmente descontrolada. Una adolescente de 14 años confesó que golpeó y acuchilló dos veces a su madre, Mónica Sandoval De la Puente, porque está la había castigado severamente e incluso la encadenó a una silla.

El crimen ocurrido la noche del pasado 11 de enero en una residencia de La Molina no habría sido consecuencia de una reacción de momento. La menor E. T. N. (14) ya había intentado asesinar anteriormente a su madre, según contó su exenamorado a la Policía.

Roberto Lerner,Psicólogo Autor: Gonzalo Pajares. gpajares@peru21.com

La menor E.T.N (14), quien habría asesinado a su madre, Vylma Niño de Guzmán de la Rosa (63), y ocultó el cadáver durante dos meses en su vivienda de la urbanización Los Girasoles, en La Molina, sí es hija biológica de la víctima.

“Yo no la maté. Fue ella quien golpeó a su madre con el mismo fierro que le pegaba cuando la desobedecía. Luego me amenazó con hacerme lo mismo o con suicidarse si yo hablaba”. Esta es parte de la manifestación del menor de iniciales F.L.H. (16), quien había sido acusado por su enamorada E.T.N. (14) de ser el autor del asesinato de la madre de esta última.

Mariella Sausa (msausa@peru21.com) El parricidio es un crimen que cada vez se vuelve más frecuente en el país, ya sea por situaciones conflictivas dentro de una familia o por la ambición desmedida de los criminales por acceder a una fortuna.

Crimen en La Molina: Presunto asesino de 16 años se entregó a la Policía

El adolescente F.L.H. (16) quien según su enamorada E.T.N. (14) sería el asesino de la madre de la muchacha, Vylma Gabriela Niño de Guzmán (63), se entregó hoy a la Divincri de La Molina acompañado de su abogado.

Fría, calculadora y sin remordimiento. Así se mostró E.T.N. (14), quien ayer contó los detalles del asesinato de su madre, Vylma Gabriela Niño de Guzmán (63), cometido, según dijo, por su enamorado F.L.H. (16).

Fernanda Lora no estuvo en la habitación contigua al lugar donde se produjo el homicidio de la empresaria María Castillo, sino que presenció el crimen que perpetró Marco Arenas desde las escaleras de la residencia.

La Cuarta Sala Penal para Reos en Cárcel dejó al voto la decisión de excarcelar o no a Fernanda Lora Paz (18), quien es implicada —junto a Marco Arenas— en el asesinato de la empresaria María Rosa Castillo. El abogado de la joven pidió que esta afronte el proceso en libertad.

Tras aceptar que asesinó a su conviviente y que intentó matar a su hijo de 2 años dándole de beber una mezcla de gaseosa con veneno para ratas, Daybet Flores Inga fue condenado a 33 años de cárcel por la Sala Mixta Permanente de Ventanilla, de la Corte Superior de Justicia del Callao.

Marco Arenas teme por su vida y pide garantías

Un audio demostraría la mala relación que tenía el parricida Marco Arenas Castillo (22) con su madre adoptiva, la empresaria María Rosa Castillo, con quien discutía por defender a su expareja, Fernanda Lora Paz (18).

Un video demostraría la mala relación que tenía el parricida Marco Arenas Castillo (22) con su madre adoptiva, la empresaria María Rosa Castillo, con quien discutía por defender a su expareja, Fernanda Lora Paz (18).

Audio revela tensa relación de Marco Arenas con su madre María Castillo

Entre los 30 videos que Marco Arenas Castillo solía grabar profesando su amor hacia su enamorada Fernanda Lora, se encontró un audio que revela la tensa relación del joven con la empresaria María Castillo Gonzales, la mujer que lo crió como si fuera su hijo durante 22 años y a la que terminó asesinando con sus propias manos.

Isabel García Bobadilla (50) entregó a la familia Arenas Castillo a su hijo recién nacido por no tener cómo mantenerlo y, 22 años después, su vástago se convirtió en un homicida. La mujer es la madre biológica del confeso parricida Marco Arenas y ahora busca ayudarlo.

“Hoy volvió mi tío, abogado, y me dijo que los dos debemos llegar a un acuerdo para decir lo mismo y que tú, mi amor, no estés donde estás”.

“Hoy volvió mi tío, abogado, y me dijo que los dos debemos llegar a un acuerdo para decir lo mismo y que tú, mi amor, no estés donde estás”.

Desde la cárcel, Fernanda Lora Paz (18) insistió en su inocencia. A través de una carta dirigida a su bisabuela, la muchacha contó que la relación que llevaba con Marcos Arenas Castillo (22) –quien asesinó a su madre– fue “muy obsesiva”.

Un albañil, identificado como Segundo Arenas Calderón (50), asesinó a su madre, Domitila Calderón Joaquín (69), al parecer, porque esta le reclamó por llegar en estado de ebriedad a su vivienda en el centro poblado El Milagro, en Huanchaco (Trujillo). La Policía informó que el sujeto asestó tres puñaladas a la mujer en la cabeza y luego la asfixió. Se descartó la hipótesis inicial de un robo.

“Se enamoró de la persona equivocada. Lamentablemente, se vio envuelta en una situación en la cual no debió participar”.

Julio Hevia,Psicoanalista Autor: Mijail Palacios Yábar. mpalacios@peru21.com

Un nuevo caso de parricidio. Una anciana de 70 años murió apuñalada por su hijo en su vivienda ubicada en el Centro Poblado El Milagro, distrito de Huanchaco, provincia de Trujillo, región La Libertad.

Cada detalle resulta ser más escabroso. El parricida confeso Marco Arenas Castillo y su enamorada, Fernanda Lora, asistieron a sus clases de baile en un local de La Molina luego de asesinar a la empresaria María Rosa Castillo.

Si salía todo bien, Marco Arenas Castillo planeaba matar a su padre, luego de asesinar a su madre, la empresaria María Castillo Gonzales, con el fin de quedarse con todos los bienes de la familia. Así lo declaró su enamorada Fernanda Lora Paz, tal como se consigna en el auto apertorio de instrucción del juez de turno permanente de Lima, Simeón Campos.

La necropsia practicada al cadáver de María Rosa Castillo Gonzales reveló ayer un acto aún más cruel en este sonado caso. Se determinó que la causa de la muerte de la empresaria fue “carbonización del 85% de la superficie corporal por acción de fuego directo”. Es decir, su hijo y la enamorada de este la quemaron cuando aún estaba viva.

El crimen de la empresaria María Rosa Castillo generó gran interés en el país, pues fue asesinada por su hijo, Marco Arenas Castillo, con la ayuda de su enamorada, Fernanda Lora Paz, ambos recluidos en Piedras Gordas y en el Anexo 1 Mujeres de Chorrillos, respectivamente.

Marco Arenas Castillo fue recluido en penal Piedras Gordas

Marco Arenas Castillo, confeso autor del delito de parricidio en agravio de su madre, María Rosa Castillo Gonzales, fue trasladado desde la carceleta del Poder Judicial al penal de Ancón I, conocido como Piedras Gordas, para afrontar desde allí el respectivo juicio.

Marco Arenas quiere ir preso con su enamorada: ‘Si sale, se irá con otro’

Escalofriante. Luego que la Fiscalía dictara orden de prisión preventiva para Marco Gabriel Arenas Castillo y su enamorada, Fernanda Lora Paz (18), por el asesinato de la empresaria María Castillo Gonzales de Arenas, el parricida no tuvo reparos en incriminar nuevamente a su pareja, llegando al punto de decir que prefiere que vaya a prisión a verla libre y en brazos de otro hombre.

La necropsia de ley que se le practicó al cuerpo de la empresaria María Castillo Gonzales de Arenas reveló que aún estaba viva cuando su hijo adoptivo, Marco Gabriel Arenas Castillo (22), le prendió fuego tras estrangularle en su domicilio de La Molina para tratar de desaparecer el cuerpo.