24.FEB Sábado, 2024
Lima
Última actualización 08:39 pm
Clasificados

Obesidad y niñez

Si los padres no comen sano, los hijos tampoco lo harán.
Si los padres no comen sano, los hijos tampoco lo harán.

Más de 43 millones de niños tienen sobrepeso y obesidad en todo el planeta. Lo dice la Organización Mundial de la Salud (OMS), institución que ve este escenario como “uno de los problemas de salud pública más graves del siglo XXI”.

¿Por qué preocuparse tanto? Porque sobrepeso y obesidad influyen en el desarrollo de la diabetes, el cáncer y otras enfermedades crónicas.

CULPA DEL SEDENTARISMO
El incremento de niños con sobrepeso y obesidad se debe a dos grandes factores. El primero: el excesivo consumo de calorías. Mucha comida basura, poca fruta y verdura. El segundo factor: la escasa actividad física. Los niños de ahora, qué duda cabe, hacen menos ejercicio que antes.

ACCIONES A TOMAR
Atención, padres. Prevenir implica evitar el consumo excesivo de bebidas azucaradas, papitas fritas y demás alimentos hipercalóricos. Hay que estimular, también, el consumo frecuente de frutas y verduras.

Por otra parte, la OMS sugiere que los niños realicen una hora diaria, como mínimo, de actividad física. Esto sirve para quemar calorías y evitar su almacenamiento innecesario. Finalmente, sería apropiado que los niños cuenten con asesoría nutricional. Una guía profesional permite tener más claro el panorama.


Si te interesó lo que acabas de leer, recuerda que puedes seguir nuestras últimas publicaciones por Facebook, Twitter y puedes suscribirte aquí a nuestro newsletter.