24.FEB Sábado, 2018
Lima
Última actualización 12:58 pm
Clasificados
Opinión

Los gobiernos trazan sus líneas emblemáticas en los primeros 100 días de gobierno. Es un primer periodo de evaluación en el que se espera se establezca claramente la dirección de las grandes reformas que marcarán los cinco años siguientes. El 28 de julio de 2016, todos (casi) sentimos tras el discurso de inauguración de Pedro Pablo Kuczynski una sensación de esperanza y de certezas de tiempos mejores. Es pronto para exigir resultados claros, pero también es verdad que el entusiasmo inicial ha cambiado y, hoy, hay incertidumbre en la dirección de la ruta y en la velocidad de la misma.

El desasosiego en temas de inseguridad se mantiene intacto. Al titular del sector, Carlos Basombrío, lo hemos visto entusiasta y con energía, eso sí, en las comisiones de defensa y en la televisión respondiendo ataques mediáticos. La ciudadanía lo quiere ver demostrando resultados específicos en la lucha contra el crimen. El anuncio de recompensas por criminales y la salida de generales de la Policía ni es suficiente ni neutraliza la percepción de que estamos muy inseguros. A Carlos Feijoo, quien casi mata a Milagros Rumiche, lo encuentran los periodistas pero no la Policía ¡ni con ofrecimiento de dinero por su cabeza!

En los conflictos sociales, dos de los cuales había dejado como bombas de tiempo el gobierno anterior, tomaron por sorpresa al equipo de lujo de PPK. Con un muerto a cuestas, se les fueron de las manos Saramurillo y Las Bambas. Felizmente, Martín Vizcarra pudo tomar la iniciativa en su diálogo con la comunidad de Quehuira, pero el problema está aún muy lejos de encontrar una solución. Solo es una tregua.

En la lucha contra la corrupción, el escándalo Moreno demostró que PPK tiene el enemigo en casa. Si esos audios no se hubieran revelado, no habría reacción ni medidas anticorrupción como las anunciadas una semana después. La respuesta para la ciudadanía es aún débil. Cien días en los que todavía no nos demuestran un norte claro ni seguro.


Si te interesó lo que acabas de leer, recuerda que puedes seguir nuestras últimas publicaciones por Facebook, Twitter y puedes suscribirte aquí a nuestro newsletter.