04.FEB Sábado, 2023
Lima
Última actualización 08:39 pm
Clasificados
Opinión

Efectivamente, necesitamos generar estrategias multisectoriales para generar confianza y promover desarrollo. Proponer que los proyectos mineros en cartera sean trabajados por comunidades, empresa y Estado a fin de hacerlos viables es un planteamiento imprescindible que no solo acabará con la mayoría de conflictos sociales, sino que hará más viable la inversión privada en zonas donde hoy no lo es. Pero insinuar que la minería es el factor que llevará desarrollo, y que esto es más eficiente que los programas sociales, es una falacia que demuestra desconocimiento de los problemas reales del país.

Así, el problema no es del sur, sino de los que están más arriba y creen que los que están en el sur están equivocados solo por tener preferencias electorales distintas a las del resto del país. La verdadera integración no pasa por promover infraestructura que ayude a conectarnos, sino por eso y por la generación de oportunidades mediante estrategias que el crecimiento económico o el canon minero no pueden resolver por sí solos. Los programas sociales no pueden quedar excluidos de una propuesta integral de desarrollo.

Mejorar la infraestructura de un colegio no solo es necesario, sino que es un derecho y ningún niño debe quedar aislado, pero la infraestructura no va a evitar que el niño se duerma en clases porque tuvo que trabajar hasta tarde o porque está desnutrido, ni que no aprenda porque habla un idioma distinto al de la profesora. La infraestructura tampoco va a evitar que los niños se vean poco motivados a terminar la secundaria porque creen (o saben) que no les generará ningún valor adicional en su vida laboral. Todos estos problemas pueden resolverse gracias a los programas sociales.

El problema del norte es que busca una integración del sur bajo una visión de primus inter pares, donde no se les reconoce como conciudadanos, sino como los otros a los que hay que “calmar” para que los dejen hacer empresa. No hay que perder el norte.


Si te interesó lo que acabas de leer, recuerda que puedes seguir nuestras últimas publicaciones por Facebook, Twitter y puedes suscribirte aquí a nuestro newsletter.