30.SEP Sábado, 2023
Lima
Última actualización 08:39 pm
Clasificados

¿Robin Williams es otra víctima de la 'maldición' de Aaron Ramsey?

Desde el 2011, cada vez que el delantero galés del Arsenal anota un gol fallece un personaje famoso.

Deceso de Robin Williams llega después de gol de Aaron Ramsey. (AFP)
Deceso de Robin Williams llega después de gol de Aaron Ramsey. (AFP)

¿Maldición o simple coincidencia? Cada vez que Aaron Ramsey, delantero de Arsenal marca un gol, muere un personaje conocido. Por esa razón la prensa británica bautizó dicha coincidencia como la ‘Maldición de Ramsey’.

Raamsey anotó ayer uno de los tres goles con los que el Arsenal ganó la Community Shield ante el Manchester City y hoy se murió el actor estadounidense Robin Williams.

El mito nació en 2011, cuando el delantero galés anotó ante el Manchester United y le daba la victoria a su club, al día siguiente el gobierno de los Estados Unidos confirmaba la muerte de Osama Bin Laden.

En octubre de ese mismo año anotó al Tottenham, y tres días después murió Steve Jobs, el genio de Apple. El 19 de octubre de 2011, anotó por Champions League ante el Marsella, al día siguiente falleció el dictador de Libia Muamar Muhamad Abu-minyar Kadhafi, en manos de la milicia fue asesinado.

En febrero de 2012, Ramsey le hizo un gol al Sunderland y horas después fallecía Whitney Houston. En mayo del mismo año convirtió un tanto ante Wigan y un día después murió el dictador argentino Jorge Rafael Videla.

Hasta setiembre de 2013 no se volvió a dar este tipo de coincidencias cuando Ramsey anotó ante Marsella por la Champions, y horas después murió el exboxeador Ken Norton, quien derrotara a Muhammad Ali.

Y en noviembre de ese mismo año, marcó un doblete ante el Cardiff y poco después pereció el actor estadounidense Paul Walker, famoso por su papel en la serie de películas de Rápidos y Furiosos.


Si te interesó lo que acabas de leer, recuerda que puedes seguir nuestras últimas publicaciones por Facebook, Twitter y puedes suscribirte aquí a nuestro newsletter.