20.JUL Sábado, 2024
Lima
Última actualización 08:39 pm
Clasificados
Opinión

Dr. Rodrigo Rondón, Opina.21
familia@peru21.com

A muchos les ha pasado que al acercarse a su perro para jugar o acariciarlos, han sentido su desagradable aliento. Al igual que sucede en las personas, la halitosis o mal aliento se debe a algún problema de salud bucal. La causa más común es la formación de sarro en los dientes que causa la proliferación de bacterias en el hocico. En otros casos, este problema también se debe a una mala cerradura del cardias que está en la entrada del estómago. Y es que cuando el cardias no cierra bien, la comida se fermenta en el estómago y el animalito al ladrar o bostezar emana un feo olor. La presencia de bacterias alojadas en la lengua también puede ser causa del mal aliento. Este problema tiene solución pero deberá ser determinado por el veterinario. Además, desde que tu perro o gato es un cachorro es importante que el especialista te enseñe a realizarle la higiene bucal. Puedes educarlo con un ‘cepillo de dedo’ que se usa con pasta dentífrica. Lo mejor es que desde pequeño lo acostumbres a la limpieza. Cuando ya son adultos se resisten más.

El doctor Rodrigo Rondón atiende en la Clínica Veterinaria Rondón.
Av. Pedro Venturo 104, Surco.
Telfs: 448-6092 / 271-0373 / 271-5542


Si te interesó lo que acabas de leer, recuerda que puedes seguir nuestras últimas publicaciones por Facebook, Twitter y puedes suscribirte aquí a nuestro newsletter.