24.SEP Jueves, 2020
Lima
Última actualización 08:39 pm
Clasificados
Opinión

“Petroperú no debería existir por varias razones. En primer lugar, porque ni la producción, refinación o exploración de petróleo son servicios públicos”.

¿Para qué tenemos Petroperú? La empresa ha perdido plata y ha realizado inversiones ineficientes durante muchos de sus años de existencia; cada vez producimos menos petróleo, exploramos menos y nos vamos quedando sin reservas.

Petroperú no debería existir por varias razones. En primer lugar, porque ni la producción, refinación o exploración de petróleo son servicios públicos. Todas estas actividades las hace el sector privado. El pan y el pollo son, como los combustibles, productos importantes para la economía familiar, pero no por ello tenemos panaderías o avícolas estatales.

La segunda razón por la que Petroperú no debería existir es que es ineficiente. ¿Cuántos años se dedicó a perder plata? ¿Por qué tiene un edificio con helipuerto en Lima cuando sus operaciones están a cientos de kilómetros? ¿Para comodidad de su plana ejecutiva? ¿Cuán negativa ha sido la rentabilidad social del Oleoducto Norperuano? ¿A quién se le ocurrió construir un ducto de cientos de kilómetros sin reservas suficientes de petróleo? ¿Nos sobraban las ganas de endeudar al país? ¿Por qué, una vez construido, no se le dio al oleoducto el mantenimiento adecuado a tal punto que hoy se cae a pedazos? Si Petroperú fuera una empresa privada por lo menos tendría sentido multarla por los daños al medio ambiente de los frecuentes derrames de crudo.

Petroperú está construyendo en Talara una refinería innecesaria para procesar petróleo importado al doble del costo internacional. De acuerdo con Ricardo Lago, el proyecto no debería costar más de 1,900 millones de dólares. Pero su presupuesto es de 3,500 millones y podría elevarse hasta los 4,800 millones de dólares. ¿Qué lógica perversa explica Talara? Ojalá no sea la interferencia política a la que siempre están sujetas las empresas públicas.

Si tener petróleo es estratégico, entonces gracias a Petroperú y al estatismo en la política de hidrocarburos cada vez tenemos menos petróleo. De acuerdo con Carlos del Solar, el Perú producía 200 mil barriles diarios en 1980. El año pasado llegamos a 58 mil. Este año apenas superaremos los 40 mil. Debido a la falta de exploración y caída en las reservas nos hemos convertido en importadores netos de crudo. Como comparación, Ecuador produce 500 mil barriles diarios; Colombia, 900 mil. Así hay que sacudirse el mito de que estamos en un país petrolero. Y si quisiéramos serlo hay que estimular la actividad privada en el rubro en lugar de entorpecerla.

Petroperú debería desaparecer. ¿Para qué perder tiempo y aliento en algo que no sirve ni tiene sentido? Zapatero a tus zapatos.


Si te interesó lo que acabas de leer, recuerda que puedes seguir nuestras últimas publicaciones por Facebook, Twitter y puedes suscribirte aquí a nuestro newsletter.