21.FEB Jueves, 2019
Lima
Última actualización 04:28 pm
Clasificados

Japón prevé que su economía no crecerá entre abril de 2009 y marzo de 2010

Jueves 18 de diciembre del 2008 | 10:15

El gobierno admitió que por primera vez en siete años su economía se estancará. Además, estiman que para el próximo año aumentará el desempleo y habrá una caída en la producción industrial.

Compartir

AFP. El Gobierno japonés anunció este viernes que prevé un crecimiento cero durante el año presupuestario de abril de 2009 a marzo de 2010, por primera vez en siete años, cuando la segunda economía mundial ha entrado en recesión.

El Gobierno ha revisado a la baja, a +0,8% en lugar del +1,3% precedente, su previsión de crecimiento económico para 2008-2009.

Estas previsiones deben servir de base para el presupuesto del Estado japonés para 2009-2010, que debe ser presentado por el Gobierno a finales de diciembre antes de ser sometido al Parlamento a principios del próximo año.

El Gobierno también se espera para el próximo año presupuestario un aumento del desempleo, una caída de la producción industrial y de la inversión y un resurgimiento de la deflación.

El desempleo debería subir hasta un 4,7% el próximo año presupuestario (3,7% en octubre), la producción industrial debería reducirse un 4,8% y las inversiones de las empresas un 4,2%. Los precios al consumo debería bajar un 0,4%.

Estas sombrías perspectivas se explican sobre todo, según el Gobierno, por la desaceleración de las exportaciones japonesas debido a la caída de la demanda en Estados Unidos y Europa, y a la subida galopante del yen frente al dólar, como consecuencia de la crisis económica y financiera mundial.

Japón entró oficialmente en recesión el tercer trimestre de 2008, cuando el producto interior bruto se contrajo (-0,5%) dos trimestres seguidos.

El Fondo Monetario Internacional (FMI) y la Organización de Cooperación y Desarrollo Económicos (OCDE) prevén una contracción de la economía japonesa en 2009.

El primer ministro japonés, Taro Aso, anunció la semana pasada nuevas medidas de reactivación por valor de 192.000 millones de euros (269.000 millones de dólares) con la esperanza de que su país sea el primero industrializado que salga de la recesión.

Desde septiembre, las medidas de reactivación decididas en Japón suponen 44 billones de yenes (350.000 millones de euros, 490.000 millones de dólares).