17.JUL Miércoles, 2024
Lima
Última actualización 08:39 pm
Clasificados

EEUU: Reo tarda casi dos horas en morir tras recibir inyección letal

Joseph Wood recibió la pena capital por asesinar a su novia y al padre de ésta en 1989.

Joseph Wood agonizó durante más de una hora. (AP/Reuters)
Joseph Wood agonizó durante más de una hora. (AP/Reuters)

Un condenado a muerte falleció casi dos horas después de haber recibido la inyección de un cóctel químico letal este miércoles en Arizona (EEUU), informó la fiscalía estatal.

Joseph Wood, condenado por los asesinatos en 1989 de su exnovia y del padre de ésta, fue declarado muerto a las 15:49 locales (22:49 GMT) en la ciudad de Florence, luego de haber recibido la inyección a las 13:52 locales, indicó un portavoz de la oficina del fiscal general de Arizona, Tom Horne.

Esta ejecución particularmente larga —en general los condenados fallecen en unos diez minutos—, fue realizada en el marco de una polémica en Estados Unidos sobre la eficacia y el origen de los productos utilizados en las ejecuciones.

En las últimas 24 horas, Wood había presentado varios recursos y apeló incluso ante la Suprema Corte de Estados Unidos por el secretismo que rodea el procedimiento de inyección letal usado en este Estado, así como en otros que mantienen la pena de muerte.

Incluso, sus abogados trataron de detener la ejecución en una petición de emergencia en la que alegaron que su cliente había estado agonizando durante más de una hora.

“Solicitamos respetuosamente que este tribunal detenga la ejecución y requiera al Departamento de Correcciones que use las provisiones para salvar vidas en su protocolo”, afirmaron los abogados en su solicitud de clemencia.

“Todavía está vivo. Esta ejecución viola el derecho del señor Wood garantizado en la Octava Enmienda (de la Constitución) de ser ejecutado sin un castigo cruel o inusual”, añadieron los abogados.

El fiscal general del estado declaró muerto a Wood antes de que el tribunal se pronunciara sobre la petición de sus letrados.

El suceso llega tras la polémica ejecución el 29 de abril del preso Clayton Lockett en Oklahoma, que se alargó cuarenta minutos tras la inyección letal, lo que prolongó el sufrimiento del reo, quien murió finalmente de un ataque cardíaco

Los problemas surgidos durante la ejecución de Lockett generaron una gran polémica nacional y llevaron al presidente Barack Obama a pedir al secretario de Justicia, Eric Holder, un “análisis” de los métodos con los que se aplica esa sentencia.


Si te interesó lo que acabas de leer, recuerda que puedes seguir nuestras últimas publicaciones por Facebook, Twitter y puedes suscribirte aquí a nuestro newsletter.