19.MAY Domingo, 2024
Lima
Última actualización 08:39 pm
Clasificados

¿Una vida sexual satisfactoria es un camino a la felicidad?

Un estudio señala que las personas son más felices si creen que los demás tienen menos sexo.

¿Una vida sexual satisfactoria es un camino a la felicidad? (Internet)
¿Una vida sexual satisfactoria es un camino a la felicidad? (Internet)

El vínculo entre sexo y felicidad no es un misterio. La neurociencia explica que la práctica frecuente de relaciones sexuales, y más aun el orgasmo, estimula la producción de diversos neurotransmisores que influyen en la sensación de bienestar. Más allá del placer inmediato, una vida sexual constante y satisfactoria tiene efectos a largo plazo. Se ha demostrado, entre otras cosas, que resulta una buena herramienta para contrarrestar el estrés, ayuda a fortalecer el sistema inmunológico y mejora la autoestima.

Pero también hay efectos inverosímiles. Mejor dicho, investigaciones científicas cuyos resultados invitan más a la sospecha que a la sorpresa. Por ejemplo, un estudio de la Universidad Estatal de Nueva York concluye que las mujeres a las que se les practica sexo oral son más felices e inteligentes. Leído de esta manera, cualquier podría inferir que el coeficiente intelectual se aumenta a punta de cunnilingus, conclusión que es incorrecta.

Otro estudio divertido, desarrollado por un investigador de la Universidad Colorado Boulder, establece una extraña relación: las personas son más felices si creen que los demás tienen menos sexo. Y al revés: si uno cree que tiene menos relaciones sexuales que el resto de personas, aumenta la infelicidad.

DEMOSTRACIONES EMPÍRICAS
“Mi esposo y yo atravesamos una etapa en la que casi no teníamos relaciones sexuales. Apenas una o dos veces por mes”, cuenta Mariela (34).

“Lo conversamos y descubrimos que la pasión entre los dos se estaba agotando, básicamente por la monotonía a la hora del sexo. Decidimos tomar cartas en el asunto y nos propusimos tener una vida sexual de lujo. Puedo dar fe que la felicidad en la cama se irradia hacia otras esferas de tu vida”.

“Hay frases y expresiones para referirse a las mujeres que no tienen buen sexo”, dice Giovanna (29). “Recuerdo el caso de un futbolista malcriado que insultó a una mujer árbitro al referirse a su vida íntima. No pienso repetir algo así, pero reconozco que algo hay de cierto. Es verdad que la falta de sexo influye en el estado de ánimo de muchas mujeres: te hace más renegona, te pone más ansiosa, te empuja a la depresión. Es verdad también el sexo ayuda a que estés más contenta. Pero, ojo, es solo un camino. El yoga o correr todos los días también me hacen feliz tanto como el sexo”, agrega.

“¿El sexo te hace más inteligente? No lo creo. Si fuera así, yo estaría ahorita trabajando en la NASA o el MIT”, bromea Karen. “Lo que sí reconozco es que te pone de mejor humor. Claro, siempre y cuando lo hagas con alguien que quieres y que sabe lo que hace”.

Lo cierto es que el sexo, así a secas, no es garantía de felicidad. Más importante que el “cúanto”, es el “cómo”.


Si te interesó lo que acabas de leer, recuerda que puedes seguir nuestras últimas publicaciones por Facebook, Twitter y puedes suscribirte aquí a nuestro newsletter.