21.FEB Miércoles, 2018
Lima
Última actualización 12:58 pm
Clasificados

La clave de todo está en la perseverancia

Domingo 21 de noviembre del 2010 | 11:48

Katia de la Cruz, administradora de La Casa del Auxilio, demuestra que el rock sí ofrece oportunidades para emprender.

La experiencia de la Casa del Auxilio fue expuesta en Inglaterra y Colombia. (USI)
Compartir

Por Richard Abecasis

Su sueño siempre fue trabajar en algo vinculado al rock. Ahora, Katia de la Cruz es productora de eventos (fiestas y exposiciones) de la Casa del Auxilio, un local underground en estado casi de demolición, ubicado en pleno corazón del centro de Lima.

La idea de negocio empezó a tomar forma en 2006. Katia, una arquitecta de interiores, diseñó el concepto de un centro cultural de arte participativo: varias habitaciones en las que, en simultáneo, se desarrollarían actividades artísticas.

NACE UNA EMPRESA. “Una amiga de mi madre me contactó para restaurar una casona antigua, aledaña al Hospital María Auxiliadora, en el Paseo Colón”, recuerda. El lugar estaba abandonado y había sido declarado no habitable. Katia le propuso a la dueña hacer pequeñas refacciones y alquilarlo.

Fue así que, en mayo de 2009, nace la Casa del Auxilio, un espacio que puede ser usado para conciertos, exposiciones (fotos, pinturas, graffitis) o proyección de documentales.

“Los primeros ocho meses no gané nada, pero luego empecé a comprender el boom que se logra al hacer fiestas. La gente separa incluso con dos meses de anticipación el local”, cuenta. “La clave de todo es la perseverancia y hacer las cosas con calidad”, concluye Katia.

DATOS

  • La Casa del Auxilio ha editado el disco Botiquín, que compila los éxitos de 19 bandas que han tocado en el local.
  • Organizar una fiesta puede costar entre S/.2 mil y S/.3 mil. La ganancia puede llegar a S/.5 mil, comenta Katia.
  • Nuestra emprendedora también es organizadora de la feria VentiÚnica, orientada a promover la producción de jovénes artistas.