15.AGO Miércoles, 2018
Lima
Última actualización 02:09 pm
Clasificados

Señales que anuncian el fin del amor

Sábado 13 de noviembre del 2010 | 11:09

Atención a esas discusiones acaloradas o las críticas desdeñosas. Con un 90% de seguridad puede predecirse si una pareja terminará separándose.

Las señales de alarma sobre el final de una relación son varias, según especialistas. (Internet)
Compartir

Ya no es la felicidad y armonía de antes. Ahora hay un escenario de peleas, gritos e improperios. Tu vida en pareja, o tu matrimonio, se ha convertido en una espiral descendente hacia el dolor. Y pudiste haberlo evitado porque algunos especialistas han encontrado que ciertas conductas y actitudes indican que una relación no terminará bien.

DISTANCIAS. Un gurú del tema es el psicólogo norteamericano John Gottman, director del laboratorio de Investigación sobre la familia –popularmente conocido como ‘laboratorio del amor’– de la Universidad de Washington, y autor de Las siete reglas de oro para vivir en pareja (2007). Gottman cree que se puede predecir, con 90% de seguridad, si una pareja terminará separándose.

Las señales de alarma son varias, entre ellas, están:

Las críticas –dichas con ese filo venenoso para herir–, desprecios y sarcasmos usados cuando se empieza una discusión. Un arranque muy complicado que suele, en la mayoría de casos, terminar mal, según Gottman.

Llevar una discusión hasta niveles insospechados. Las parejas en conflicto, sumidas en la infelicidad, no saben ponerle punto final a una pelea acalorada y radicalizan sus insultos y vejaciones.

La actitud defensiva que asume uno de los miembros de la pareja, con el único fin de lavarse las manos y dar a entender que el otro es el problema.

AMISTAD. Pero que no cunda el desaliento. Hay un componente clave que, en opinión de Gottman, ayuda a mantener unida a dos personas que se quieren: la ‘amistad’. Bajo esta condición el romance pervive, aflora el respeto mutuo y no se acaba el disfrute de la compañía del otro. Es posible, entonces, corregir conductas, aunque todo depende, ya se sabe, de la propia voluntad.

TENGA EN CUENTA:

  • Luego de estudiar por 30 años a más de 600 parejas, Gottman encontró que en un 30% de los matrimonios hay problemas solucionables por hechos concretos.
  • En un 70% de los matrimonios los conflictos son de naturaleza perpetua porque involucran la forma de ser de la pareja.
  • Gottman y su equipo observaron las conversaciones, las discusiones y el lenguaje corporal de las parejas –que vivían juntas– a las que siguieron durante 14 años.