17.ENE Miércoles, 2018
Lima
Última actualización 12:58 pm
Clasificados

Carlos Taype: ‘Ella dirige, yo doy masajes’

Domingo 19 de septiembre del 2010 | 09:20

Su ceguera no impidió que Lucy, su esposa, saque adelante a su familia. Ambos conducen una empresa de masajes.

Cielo, de apenas un mes de nacida, es el logro más preciado de esta pareja. (USI)
Compartir

*Por Gabriel González *

Cielo acaba de cumplir un mes desde que empezó a ver la luz. A su joven madre, Lucy Chafloque, nunca le fueron fáciles las cosas, pero ella mantiene el buen talante para guiar los pasos de Carlos, su pareja.

Cuando cumplió 21 años, a Carlos Taype, le diagnosticaron un glaucoma. Estaba condenado a perder la vista y sus sueños. Sin embargo, en su camino volvió a encontrar a Lucy.

Todo empezó en una noche de depresión. Ella escuchó en la radio el desesperado pedido de Carlos, que buscaba compañía para su soledad. Lo llamó y ambos comenzaron a hilar coincidencias hasta que descubrieron que habían estudiado juntos.

Así empezó el enamoramiento, pero el romanticismo duró poco. En una consulta con el oftalmólogo, Lucy, sin que Carlos se percatara, confirmó la ceguera definitiva de su pareja. “Ese día decidí ir a vivir con él”, dice.

LA APUESTA. Ella consiguió un buen empleo, mientras que él comenzó a estudiar masoterapia, actividad que lo puso en contacto con diversas instituciones de apoyo a personas discapacitadas. La idea del negocio propio nació ahí, pero Lucy temía perder la seguridad de su empleo.

Las ganas de Carlos la convencieron de que se arriesgue una vez más por su pareja. Renunció a su empleo y con su liquidación, unos S/.500, empezaron su negocio: Blue Session Masaje Integral.

Rápidamente ella tomó la conducción del emprendimiento y los grandes contratos comenzaron a llegar. Las cosas están claras entre ellos: Ella gerencia y él da masajes. “Si lo dejo al Carlitos, me baja mucho los precios”, bromea Lucy.

En esta pequeña empresa, trabajan 11 invidentes, que brindan sus servicios en una casa del distrito de Surco o por delivery a grandes empresas. Planean abrir un local propio, aunque Lucy urge de su descanso posnatal.