26.ABR Viernes, 2019
Lima
Última actualización 04:28 pm
Clasificados

El ‘Matador’ Kempes sale al ruedo

Miércoles 09 de junio del 2010 | 07:43

El ex goleador de la selección argentina conversó con Perú.21 sobre el Mundial de Sudáfrica y su paso por la ‘albiceleste’.

Kempes vaticina un Mundial muy parejo y que Messi, Forlán y Eto'o pueden brillar. (Difusión)
Compartir

Por Carlos Bernuy F.

A pocas horas del inicio del Mundial, es bueno que hable un goleador histórico como el argentino Mario Alberto Kempes. El mejor del Mundial de 1978 y que hoy, desde la cadena ESPN, reparte sabiduría futbolística. Como en sus tiempos de “Matador’.

Si hablo con un goleador, pregunto por otro goleador. ¿Quién brillará como anotador en Sudáfrica?
Es complicado vaticinar eso porque a lo mejor te digo Messi y a Argentina lo sacan en octavos de final. Hoy te diría David Villa, un delantero impresionante en un equipo excelente. En general, me parece que este será un Mundial de grandes goleadores: Messi, Villa, Ronaldo, Forlán, Eto’o, etcétera.

¿Qué tipo de Mundial será el de Sudáfrica? ¿Y quién lo ganará?
Es difícil vaticinar a un ganador, pero será un torneo equilibrado, donde sudamericanos y europeos, aspirantes al título, estarán en cancha neutral. Yo diría que será parejo, con alguna sorpresa, como fue Croacia en Francia 1998. En el caso de Argentina, la veo con mucha moral y confianza. Contra Nigeria será una dura prueba para ver el potencial del equipo de Maradona. Si empieza bien, pues, irá para arriba.

¿Le harán falta Zanetti y Cambiasso?
Me pongo en el lugar del entrenador y pienso que solo él sabe lo mejor para el equipo. Si no están Zanetti y Cambiasso es porque hay mejores jugadores que ellos. Yo creo que ahora hay que centrarnos en los 23 jugadores que están y jugársela a muerte por ellos.

¿Se pone en el lugar de técnico de la selección argentina? ¿Le agradaría el cargo?
Tendría que hacerme más propaganda para ser técnico. En realidad, no me desespero; me agrada dirigir, pero las cosas llegan sin pedirlas.

Cuando llegó a aquella selección que ganó el Mundial de 1978, ¿pensaba que terminaría como goleador?
Le confesaré que Menotti lo intuía. Él sabía que yo era goleador y yo sabía lo que podía dar. El resto fue sacrificio y jugar en equipo. Cuando me uní al grupo, yo la tenía clara: “Tengo que ser el mejor’ me repetí una y otra vez .

Es inevitable hablar del famoso 6-0 con el que le ganaron a Perú…
Famoso para los peruanos, que lo perdieron, y para los brasileños, que no clasificaron. Diré algo claro: a mí me parecía que los peruanos tenían más ganas de regresarse a casa que de jugar. Pero eso ya pertenece al pasado.

¿Su mejor pareja en el ataque?
Tengo varios, pero me quedo con tres nombres: Oswaldo Ardiles, Leopoldo Jacinto Luque y Daniel Bertoni. Si continuara en actividad, me gustaría hacer pareja con Messi. Es un jugador que jalaría mucha marca para mí.

¿Dos equipos en su vida futbolística?
Más allá de la selección, en la cual dejé gran parte de mi vida, están Instituto de Córdoba, del cual soy hincha, y el Valencia de España, donde hice mucho de mi carrera y pasé los 60 goles.

¿Qué gol lleva en el corazón?
Dividiría la respuesta en dos. El gol más bonito y que todavía me emociona fue el que le hice de cabeza a Polonia, en el Mundial del 78. Y el más dramático, el que todos querían hacer, fue el que empujé a trompicones ante Holanda en la final. Vive en mi memoria.

¿Quién fue mejor: Pelé o Maradona?
El que la gente elija. Con el que haya disfrutado más el fútbol.