17.NOV Viernes, 2017
Lima
Última actualización 12:58 pm
Clasificados

LA PORTADA DE HOY

"Regresen a clases"

Compartir:

Culminó con éxito la primera salida espacial de la misión del Endeavour

Martes 18 de noviembre del 2008 | 10:29

Los astronautas Heide Stefanyshyn-Piper y Steve Bowen realizaron trabajos de mantenimiento en el mecanismo de rotación de uno de los tres paneles solares. La nota curiosa de su jornada fue que a la primera se le escapó su bolsa de herramientas en el espacio.

La astronauta Heide Stefanyshyn-Piper se encargó de sacar un tanque de nitrógeno vacío en la ISS para ponerlo en la bodega del transbordador. (Reuters)
Compartir

AFP. Dos astronautas de la tripulación del transbordador estadounidense Endeavour culminaron con éxito este martes la primera de las cuatro caminatas espaciales de una misión dedicada a mejorar la Estación Espacial Internacional, informó la NASA.

“La salida orbital terminó oficialmente a las 18:01 locales (01:01 GMT)” de Houston, Texas, señaló la NASA, que transmite las imágenes en directo por televisión.

Los dos astronautas, Heide Stefanyshyn-Piper y Steve Bowen, cerraron la escotilla de la cámara de descompresión de la Estación Espacial Internacional (ISS), terminando una salida al espacio de 6 horas y 52 minutos.

Durante la salida, sacaron un tanque de nitrógeno vacío en la ISS para ponerlo en la bodega del transbordador, y trabajaron en el mecanismo de rotación de uno de los tres paneles solares, roto desde hace más de un año, al que repararon y lubricaron.

Poco después de salir al espacio a efectuar las reparaciones, a la astronauta Stefanyshyn-Piper se le fue de las manos su bolsa de herramientas, mientras intentaba limpiarse grasa que había quedado en sus guantes tras dispararse su pistola lubricante.

En ese momento, la astronauta empezaba a trabajar para destrabar el mecanismo de rotación de una de las tres dobles antenas solares de la Estación Espacial Internacional (ISS). El incidente fue captado y retransmitido en directo por la televisión de la NASA.

Su compañero de paseo espacial, Steve Bowen, tenía un bolso con herramientas idénticas que tuvo que compartir con ella.

Endeavour, lanzado la noche del viernes desde Cabo Cañaveral, en Florida, sureste de Estados Unidos, se acopló el domingo a la ISS.

Los otros cinco astronautas del transbordador y los tres miembros de la Expedición 18 de la ISS, utilizaron el lunes el brazo robótico de la estación para tomar el módulo presurizado Leonardo, transportado por el Endeavour, con el fin de instalarlo en la ISS.

Los astronautas podrán así descargar las 14,5 toneladas de materiales y equipos para duplicar de tres a seis personas la capacidad de hospedaje de la ISS.

La tripulación del transbordador instalarán dos nuevas cabinas separadas para dormir, equipamiento para hacer ejercicios, un segundo baño, dos nuevos hornos para calentar la comida, un refrigerador para los alimentos y bebidas, así como un congelador y un horno destinados a experimentos científicos.

Llevan además un sistema de reciclaje de orina en agua potable, denominado “regenerador de agua”, que representa una importante etapa hacia sistemas similares que puedan ser utilizados algún día por las expediciones lunares o marcianas.

Esta máquina de 250 millones de dólares es esencial para duplicar las capacidades de albergue de larga duración de la estación. Permitirá reciclar suficientemente agua como para reducir 6,8 toneladas por año la cantidad de agua potable que debe ser transportada desde la Tierra.

El incremento de las capacidades de albergue de la ISS es esencial para realizar más investigaciones científicas en micro-gravedad y permitir a astronautas japoneses y europeos realizar estadías de larga duración en el puesto orbital.

El equipo humano de Endeavour debe realizar en total cuatro salidas orbitales durante la misión.

Además del comandante Ferguson, de 47 años, la tripulación comprende al copiloto Eric Boe, de 44 años, y a cinco especialistas de la misión, entre ellos Sandra Magnus.

Ésta reemplazará, como ingeniera de vuelo de la Expedición 18 de la ISS, a su compatriota Greg Chamitoff, quien volverá a la Tierra a bordo de Endeavour a fines de noviembre, cuando culmine la misión, aunque la NASA considera probable que el vuelo se prolongue un día más.

Japón y Europa disponen actualmente de sus propios laboratorios, llamados Kibo y Columbus respectivamente, que fueron trasladados este año a la estación internacional por transbordadores.